¿Qué hacer si decides aplazar o cancelar tu matrimonio?

¿Qué hacer si decides aplazar o cancelar tu matrimonio?

¿Has decidido aplazar o cancelar tu matrimonio? ¡Esto es lo que tienes que hacer luego de tomar esta decisión! Te guiamos en el proceso.

¿Qué hacer si decides aplazar o cancelar tu matrimonio?
Créditos: Leon Rafael vía Shutterstock
  • Planear el matrimonio
  • Recomendaciones
  • Novios

Planear una boda es el sueño de muchas parejas de novios. Es emocionante elegir cada uno de los detalles que formarán parte de ese día único y especial. Pero esa emoción puede verse opacada si la boda se aplaza o, en el peor de los casos, se cancela. Y es que hay diferentes situaciones que pueden llevar a tomar esta fuerte decisión. En Zankyou queremos ayudarte en el duro proceso de aplazar o cancelar tu matrimonio, por eso aquí te dejamos el consejo de los expertos.

Motivos para aplazar o cancelar un matrimonio

Cuando se toma la decisión de aplazar una boda, esta suele darse por motivos de fuerza mayor. En tales casos, es común que se postergue la fecha por el fallecimiento de un familiar cercano a los novios o por enfermedad de alguno de aquellos o de un pariente próximo. Entre los motivos menos probables están los desastres naturales, pero también existen casos de bodas postergadas por esta razón.

En cuanto a las cancelaciones, las razones son más amplias y solo compete a los novios. Por eso, cuando se decide la cancelación de un matrimonio y se tiene que notificar a los invitados, se suelen pedir las disculpas del caso, generalmente por escrito, agregando que la suspensión del matrimonio es por mutuo acuerdo.

Sea cual sea la razón por la que tu matrimonio se cancela o se posterga, no es necesario decirle a tus invitados las razones. Estas serán necesarias solo cuando se trate de un tema muy delicado, como el fallecimiento de alguien.

guardarLeon Rafael vía Shutterstock vía Shutterstock
Créditos: Leon Rafael vía Shutterstock vía Shutterstock

¿No te quieres perder las últimas novedades para tu boda?

Suscríbete a nuestra newsletter

Para Sandra y Verónica Wedding & Event Planners, la cancelación o postergación de una boda, lamentablemente es una situación que puede pasar, Ellas, desde la perspectiva de organizadoras de bodas nos dicen que “hay que ponerse siempre del lado de los novios, ya que es una situación, para ellos, muy difícil y emocional porque se hacen la idea de casarse en una fecha y normalmente esos cambios los afectan. La idea es tratar de apoyarlos lo más posible y si ya se contrataron algunos proveedores, tratar de buscar una fecha en la cual todos puedan coincidir para que así no pierdan los abonos ya realizados“.

¿Qué hacer con los proveedores luego de cancelar o aplazar la boda?

Lo difícil no termina cuando se aplaza o se cancela el matrimonio. Luego de esto no puedes dejar correr el tiempo y debes tratar de pensar con calma los siguientes pasos, te será de mucha ayuda contar con una wedding planner o con tus familiares más cercanos, y es que será el momento de lidiar con todos tus proveedores contratados.

Te recomendamos que hagas una lista de todos los proveedores que ya tienes separados, independientemente de si les has dado un adelanto por sus servicios o no, para anunciarles que la boda se ha cancelado. Empieza por notificar a la iglesia y al registro civil, así la fecha que elegiste podrá ser cubierta por otra pareja.

guardarDaxiao Productions vía Shutterstock
Créditos: Daxiao Productions vía Shutterstock

En cuanto a los proveedores, continúa con aquellos a quienes les has dado un mayor adelanto. Habrá proveedores que podrán devolverte todo el depósito inicial, pero todo va a depender del contrato que firmaste. Por ejemplo, hay contratos donde si aún quedan más de 90 días antes de la recepción, se puede lograr recuperar todo el dinero abonado, en otros casos solo un porcentaje del mismo y en otros nada. En la experiencia de Ronald Barrós Fotografía, el fotógrafo de matrimonios nos cuenta que él firma con los novios un contrato donde se especifica que los adelantos no serán reembolsables por cancelación. Esto se debe, nos explica, a que aunque la cancelación de una boda es un tema penoso para los novios, también representa una fecha perdida para el proveedor que difícilmente podrá cubrir el día con una nueva pareja. En cuanto al aplazamiento del matrimonio, Ronald nos dice que en ese caso en particular, si la pareja elige una fecha que aún tenga libre es posible hacer el cambio, lo ideal siempre es que haya tiempo de anticipación, en esta situación.

En general, aplazar la boda, es un poco más fácil de lidiar que una cancelación ya que lo que hay que buscar es que los proveedores vuelvan a programar la fecha. En algunos casos podría haber una penalización, pero todo va a depender del contrato que firmaste.

En la experiencia de Sandra y Verónica Wedding & Event Planners nos cuentan, que en relación a los proveedores aquellos son bastante comprensibles si se les avisa con anticipación y que, en general, no tienen problemas en apoyar a los novios buscando otra fecha, en especial cuando las razones para aplazar la boda tienen que ver con temas delicados como salud o cuando hay la suficiente anticipación. En el caso de cancelación, nos cuentan que existen proveedores que devuelven o todo el dinero o al menos parte de aquel siempre y cuando aún la fecha no está cerca a la boda. En caso contrario el dinero no suele ser devuelto, ya que es una fecha que el proveedor también perdería.

¿Cómo notificar a los invitados que la boda se aplaza o cancela?

Como te hemos comentado anteriormente, lo correcto es notificar a los invitados, por escrito, presencial u online, sobre la decisión que se acaba de tomar. A más tiempo haya entre la cancelación o postergación y la fecha de la boda, mejor, porque así si tienes invitados que vienen de fuera de la ciudad y del país, podrán cancelar sus boletos y alojamientos reservados a tiempo o reprogramarlos.

Si los invitados han enviado presentes, y la boda se cancela, lo correcto es devolverlos, incluso si estos se trataran de dinero aportado para el matrimonio o regalo a los novios. Si la boda se ha reprogramado, también es conveniente enviar nuevas invitaciones anunciando la nueva fecha del gran día.

Sabemos que cancelar o postergar tu matrimonio no ha sido fácil y es una situación que puede pasarle a cualquiera. Ten por seguro que tus invitados comprenderán lo ocurrido, así que solo quedará poder lidiar con los servicios que ya han sido contratados. Si cuentas con la asesoría de un profesional, como un organizador de bodas, los pasos serán más llevaderos, incluso también podrían investigar si alguno ofrece algún tipo de seguro frente cancelaciones de bodas, ¡nunca estará de más prevenir!  Y para evitar problemas previos a la boda, lee también: qué preguntas debe hacerse la pareja antes de casarse y no dejes de echar una mirada a nuestra nota ¡Las bodas perfectas no existen! 7 soluciones para 7 problemas comunes.

Contacta con las empresas mencionadas en este artículo

Danos tu opinión

¡Recibe el 100% de tus regalos como dinero en efectivo!